Salvan a un aventurero español de morir congelado en Siberia

Quitarse las manoplas con temperaturas extremas de -50ºC privó a Andrés Abian de completar aventura de recorrer 4.658 kilómetros en bici por Siberia.

«No es que me falten fuerzas, ni mucho menos ganas, el problema es que he cometido un error, un error estúpido que me ha costado el fin de mi aventura (por el momento). El jueves 13 de diciembre, después de la jornada de pedaleo por la P-504, la carretera que va desde Magadan a Yakutsk (conocida como Carretera de los Huesos), fui a montar la tienda de campaña para pasar la noche. Con las manoplas no tenía sensibilidad para coger las varillas y me las quité un momento, quedándome sólo con los guantes… en pocos minutos sufrí congelaciones en tres dedos de la mano derecha (pulgar, índice y corazón)».

Así relata Andrés Abian Pajares en su blog el fin de su aventura por Siberia, con la que había empezado a recorrer los 4.658 kilómetros que separan Magadan de Irkutsk en bicicleta.

Aunque él mismo aseguraba que ya esperaba temperaturas extremas de hasta -60ºC (e incluso que la temperatura «más alta» fuera de -30ºC) e iba equipado con material espsecial para ello, un pequeño error condenó su aventura cuando las temperaturas rozaban los -50ºC.

Por suerte, unos chicos rusos de la localidad donde se encontraba y con los que ya había coincidido -y le habian advertido del peligro del camino- pasaron por delante de su tienda en coche, le recogieron y le trasladaron a un centro sanitario para las primeras atenciones. Cuando ya estaba fuera de peligro, se hicieron una foto para recordar el momento.

Posteriormente, ante la imposibilidad de continuar, volvería al punto de partida para emprender el viaje de vuelta a Zaragoza, ciudad en la que reside este turista extremo de 48 años apasionado de la montaña y la bicicleta.

Eso sí, «con la mente puesta en regresar y terminar la aventura soñada… con la lección aprendida», asegura Abian. Habrá que seguir su web de cerca…

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *